Entorno

En el corazón de las montañas gallegas, y en un entorno tan inmaculado como proporciona Galicia, se consiguen las mejores condiciones para recolectar la miel más pura.